A+ A A-

EL SALVADOR.- Sindicatos de educación cierran filas por ajustes salariales

Valoración del Usuario: 0 / 5

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por: Alberto Castro.

Los trabajadores del MINED donde tanto docentes como empleados administrativos continúan estando a la vanguardia de la lucha por la resistencia a las medidas neoliberales aplicadas por el GOES y Asamblea Legislativa, ante la reforma las pensiones y el anuncio del recorte presupuestario para el próximo año en el MINED al igual que el año anterior, los sindicatos antes de cerrar el año los sindicatos se enfilan por lograr mejoras salariales que están detenidas dentro de esa cartera social, y además de ello han centrado su lucha por impedir que se deteriore aun mas las condiciones en las que se encuentra el servicio de Educación Pública en El Salvador, que es apenas un 6% del PIB.

Marcha produjo respuesta

Luego de la marcha magisterial del 27 de octubre organizada por SIMEDUCO, SEDESA, Bases Magisteriales, SIANDES 21 de junio y ATRAMEC se produjo una respuesta favorable en el sentido que se logró una reunión entre los sindicatos del MINED con las autoridades en Casa Presidencial (CAPRES), posterior a ello se establecieron dos mesas: una técnica y otra política, la técnica está conformada por administradores del MINED (finanzas, presupuestos y desarrollo humano), con los secretarios generales de todos los sindicatos, la mesa política la integran representantes de CAPRES, el Ministro de Educación, Carlos Canjura, finanzas del Ministerio y los representantes sindicales.

El 3 de noviembre se reunió la mesa técnica, donde los sindicalistas esperan la nivelación salarial tanto para empleados administrativos como para docentes, para estos últimos se a pedido un aumento del 15% ya que el compromiso previamente adquirido era del 20$, del que solo ha sido otorgado el 5%, con respecto a los técnico administrativos les está pendiente el /5 restante del 20%, que en 2015 se dio el 5%, $60 relativos al 8% que fue arrancado por una ardua lucha el año pasado, con lo que el 7% sigue pendiente. Dentro de la marcha la demanda se centró unísona ante el recorte por $14 millones que sufrirá ministerio de educación en el presupuesto del 2018, así también se manifestaron en contra de la reforma de pensiones aprobada por la asamblea legislativa. Debido a que la reforma a las pensiones afecta a los trabajadores, ya según sus cálculos recibirán menos salarios.

Otro de los puntos incluidos en el pliego de peticiones es que los trabajadores que laboran en el MINED bajo la modalidad de los Consejos Directivos Escolares, CDE, sean incluidos en la planilla ya que actualmente son los que menos beneficios reciben, por si fuera poco en algunos casos ni siquiera tienen prestaciones de ley, el acoso y la inseguridad laboral es preponderante dentro de este gremio, referente a ello se debe condenar los comportamientos mostrados por un grupo de sindicalistas ligados al oficialismo que se han mostrado estar en contra de ello, lo cual deja al descubierto la mezquina y nada solidaria actitud que deberían tener como representantes de una organización de trabajadores, en su lugar parecen los portavoces de la patronal.

A sostener las emanadas!!!

Para el miércoles 16 de noviembre está programada la primera reunión de la mesa política, los compañeros representantes de cada uno de los sindicatos debe tomar en cuenta que la apertura de estas instancias han sido producto de la lucha, lo cual ha doblegado la voluntad de las autoridades de Educación y CAPRES, por tanto se vislumbra una próxima conquista, para impedir que las mesas se vuelvan espacios para dilucidar las demandas, no desmontar la agitación de las bases, lo cual implica que se mantengan asambleas informativas y convocar a los padres de familia para asegurar el apoyo de ellos, recordando que en determinadas circunstancias con lo ahora exigido por docente y administrativos se asegura una mejor atención educativa en los centros escolares e institutos nacionales.

Esta situación presentada en el MINED no está exenta de una realidad general, debido a que dentro de cada Ministerio el pago de salarios sale del presupuesto que le corresponde, por lo que amerita que  todos los sindicatos de trabajadores públicos deben aprovechar esta coyuntura  para exigir que los ajustes salariales no sean cargados en el presupuesto que toca para cada Ministerio, en caso necesario; extender esta lucha hacia la Asamblea Legislativa para demandar más presupuesto para el 2018.

Share