12192018Mié
Last updateMié, 12 Dic 2018 6pm

EL SALVADOR.- MINED: de la traición a la nivelación salarial escalonada

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por Alberto Castro

En el MINED al final se conquistó una nivelación escalonada de $60 dólares en dos años para administrativos y $100 para los docentes, pese a las trabas que se dieron a partir de las mesas establecidas entre las autoridades de Educación con docentes y trabajadores administrativos del MINED; finalmente estas mesas resultaron ser tácticas dilatorias del Gobierno, ya que justo al final apartó a los sindicatos independientes (respecto del FMLN), y dejó solo a los que son controlados por burocracias cuyos dirigentes son militantes del Gobernante FMLN, con quienes firmó un aumento de $30 dólares para Técnico Administrativos este año, con la promesa de los $30 restantes para 2019.

Ante ello, los sindicatos que habían atenuado la creación de las mesas negociadoras expresaron su inconformidad, ya que después de la marcha magisterial del 27 de octubre del año pasado en que el Ministro Canjura aceptó dialogar, nacieron las dos mesas; una técnica conformada por administradores del MINED (finanzas, presupuestos y desarrollo humano), con los secretarios generales de todos los sindicatos, y la mesa política la integrada por los representantes de CAPRES, el Ministro de Educación, Carlos Canjura, finanzas del Ministerio y los representantes sindicales. En estas mesas estaban incorporados los sindicatos que forman la Intergremial que en cuanto a lo sindical es lo más representativo en el MINED: ATRAMEC, Bases Magisteriales, SEDESA, SIANDES, SIGESIES y SIMEDUCO, y en contra peso se había colado AEME y ANDES 21 de Junio, cuyo dirigente Montano es un reconocido militante del FMLN.

Las circunstancias que abrieron la negociación

Luego de la marcha magisterial del 27 de octubre de 2017 organizada por SIMEDUCO, SEDESA, Bases Magisteriales, SIANDES y ATRAMEC, se provocó una contestación favorable, ya que dio lugar a una reunión entre los sindicatos del MINED con las autoridades de educación en Casa Presidencial (CAPRES), con lo que pusieron un freno a las protestas sindicales. Así, se establecieron dos mesas: una técnica y otra política. Los sindicalistas se habían centrado en conservar la mesa para asegurar la nivelación salarial tanto para empleados administrativos como para docentes, para quienes se pedía un aumento del 15% ya que el compromiso previamente adquirido era del 20%, del que al final solo se otorgó el 5%; con relación a los técnico administrativos les quedo pendiente el 5% restante del 20%, en 2015 se dio el 5%, y luego mediante  una ardua lucha los trabajadores conquistaron $60 correspondientes al 8%, con lo que el 7% subsistió, permaneciendo incompleto e inconcluso.

Resistencia y vigilancia para que se cumpla la nivelación

Ha sido hipócrita la actitud del Gobierno del FMLN, quien aprovechándose de la dirección burocrática y política que goza sobre ciertos sindicatos, logró que éstos traicionaran a quienes fueran los alentadores de la nivelación, que al final en la firma del aumento quedaron fuera. En las negociaciones en las mesas se había contemplado que para los docentes la nivelación debía ser del 15% y de los administrativos del 7%, de lo cual solo se han afianzado $30, que por si fuera poco va al último escalafón y no al salario base; la segunda parte de ese aumento está sujeto al presupuesto de 2019, además no olvidemos que la bandera de lucha por lograr pasar a Ley de Salarios al gremio de los CDE sigue en pie, por lo que es necesario que este año robustezcamos la unidad de la Intergremial de Educación.

Será necesario que como trabajadores nos propongamos que el presupuesto que corresponde al MINED sea incrementado, para que exprese las nivelaciones respectivas; es necesario no flaquear y desmoralizarse, contrario a ello se deben sacar conclusiones de lo acontecido a fin de impedir que vuelva a suceder, lo que requiere de preparación en lo organizativo, porque la presión, a pesar que en un primer momento se fija hacia el Gobierno y autoridades de Educación, se debe hacer también a los diputados. No debemos confiar ciegamente en la Asamblea Legislativa; si bien el FMLN se opuso a la pieza que habían llevado a la plenaria los diputados de la oposición por presión de los trabajadores, no debemos confiar nuestra lucha a una bancada, sino confiar en nuestra misma capacidad de movilización. En realidad, el FMLN manejó la situación de tal manera que para el próximo año la presión se vuelque contra la A.L., donde la oposición será mayoría, porque tendrá que aprobar el presupuesto acorde a los $100 y $30 restantes, con lo que el FMLN se asegura una carta a su favor para la negociar con la oposición y mantener vigilada a la intergremial. 

Share

Comentarios potenciados por CComment