10052022Mié
Last updateLun, 03 Oct 2022 8pm

NICARAGUA.- Continúa zozobra por reformas a la seguridad social

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por Diego Lynch

Tras las declaraciones brindadas semanas atrás por Edwin Castro, diputado del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), en las que aseguró que se aplazarían las reformas a la Ley de Seguridad Social y que no se discutirían este año, Bayardo Arce Castaño, ex diputado del Frente y actual asesor económico del Gobierno, dio sus propias declaraciones, contradiciendo las de Castro, asegurando que el próximo mes de Junio iniciarán las negociaciones sobre las reformas, las que serán implementadas a partir de próximo año 2014.

Arce habla de unas reformas sin aumentar la edad de jubilación ni doblar el número de semanas cotizadas a como lo planteaba el borrador anterior, el cual elevaba la edad de jubilación de 60 a 65 años y el número de semanas cotizadas de 750 a 1500: “(Hemos) descartado nuevas leyes o reformas a las leyes, hemos descartado que sea necesario aumentar la edad de jubilación (…) hemos hallado una fórmula que haría innecesario aumentar las semanas. Nada voy a decir en público mientras no se lo plantee a los empresarios y sindicatos” (declaraciones de Bayardo Arce; El Nuevo Diario, 15 de Mayo del 2013).

Gobierno claudica al FMI

El Asesor Económico del Gobierno aseguró que la fórmula que pretenden plantear en dichas reformas surgió como una respuesta a las solicitudes hechas por el FMI, las que según ellos vendrán a dar sostenibilidad y seguridad al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS); estas declaraciones son similares a las brindadas por José Adán Aguerrí, Presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP), quien aseguró que en junio iniciarán las negociaciones con el gobierno, y que esto ya fue informado al FMI: “Hemos prácticamente descartado hablar de nuevas leyes o de reformar la Ley, pero hay que darle respuestas a problemas financieros, de contar con recursos para que todos los jóvenes tengan pensión más adelante, y el Gobierno ya tiene una propuesta, la que dará respuesta a las debilidades financieras que enfrenta actualmente el INSS” (El Nuevo Diario, 15/05/13).

Reformas en misterio

Si bien es cierto se habla de que no se elevará ni la edad ni las semanas cotizadas, el gobierno mantiene en zozobra a la población y es un misterio la propuesta que llevarán a estas negociaciones.

Es de temer el hecho de que el gobierno haga una propuesta respondiendo a las necesidades del FMI, el cual defiende los derechos económicos de los empresarios y la burguesía capitalista, dejando desprotegidos los derechos laborales y de la población que no pertenece al mismo sector económico.

¿Elevarán el porcentaje de cotización?

Durante los gobiernos liberales se elevó el porcentaje de cotización, y se presume que esta sea la propuesta que pretende llevar a cabo el gobierno. En la propuesta, lista para negociar con empresarios y sindicatos a partir de junio, no se descartaría incrementar los porcentajes de las cuotas patronales y de los trabajadores, según lo expuesto al Cosep por Bayardo Arce, asesor presidencial (La Prensa, 16/05/13).

Esta postura como siempre a quien más afecta es al trabajador. Los salarios continúan muy por debajo de la canasta básica; las discusiones por el aumento al salario mínimo se vuelven una burla y solo otorgan miserias a los trabajadores ¿y ahora el gobierno pretende quitarle más dinero para cotizar al INSS? Siempre el perdedor es el trabajador, el gobierno termina pactando con los empresarios burgueses porque ellos mismos (los funcionarios del Gobierno) son dueños de grandes negocios y empresas.

Defendamos la seguridad social con calidad

El Partido Socialista Centroamericano (PSOCA) se solidariza y hace un llamado a toda la población, trabajadora o no, del istmo centroamericano a que levantemos la voz y luchemos porque acabe la explotación laboral y no existan más atropellos a nuestros derechos laborales. No permitamos que se eleve el porcentaje de cotización de los trabajadores; exigimos al gobierno de Daniel Ortega que no claudique a las políticas burguesas del FMI y que deje de proteger a la empresa privada. Que aclaren a los trabajadores sobre el contenido de las reformas, que las negociaciones sean a puertas abiertas y no bajo la mesa.

Abajo los sindicatos oficialistas que pretenden negociar el hambre del pueblo; que la crisis del INSS la paguen los banqueros y burgueses. Que se eleve la cuota al patronal y que el gobierno pague la deuda al INSS; solo así terminara la crisis del seguro social y el trabajador no se verá afectado.

Share

Comentarios potenciados por CComment