09162019Lun
Last updateSáb, 14 Sep 2019 1pm

Ya salió El Socialista Centroamericano No 166.-

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

Notas para un balance de la huelga de los trabajadores de la salud en El Salvador

En el último mes, los empleados públicos de El Salvador libraron una de las luchas más intensas de los últimos años en defensa de las conquistas laborales, por mejoras salariales así como la defensa de los servicios públicos. Se destacaron en este proceso los trabajadores del Ministerio de Salud (MINSAL) y los médicos del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS). También pasaron a la lucha trabajadores de otras dependencias como el Ministerio de Gobernación, Ministerio de Educación, Policía Nacional Civil (PNC), etc.

 

Ante la movilización de los trabajadores de la salud, y muy preocupados por encontrarse inmersos en la campaña electoral, los diferentes partidos políticos representados en la Asamblea Legislativa, prometieron dar sus votos a favor del Escalafón. En un gesto de buena voluntad, los trabajadoresdel Ministerio de Salud (MINSAL) y otros sindicatos suspendieron temporalmente las acciones de protestas, y la atención medica-hospitalaria volvió a la caótica “normalidad”

El gobierno de Funes aprovechó la situación para intimidar a los trabajadores con amenazas de descuento a quienes participaron en las movilizaciones y las huelgas. A nivel del Instituto Salvadoreño de Seguridad Social (ISSS) los médicos lograron un aumento de sus salarios, no era el esperado, pero representa una victoria porque demuestra que solo mediante la lucha se puede obligar a las autoridades y a la patronal a dialogar y negociar ciertos beneficios para la clase trabajadora. La problemática en el ISSS continúa: es necesaria luchar por una nivelación salarial para todos los empleados del ISSS, así como revertir los procesos de privatización parciales de ciertos servicios como seguridad, limpieza, etc.

Pero la problemática salarial de los empleados públicos no se ha solucionado, solo se ha pospuesto. El presupuesto del 2014 presenta un déficit de $1,045 millones. Marta Evelyn de Rivera, presidenta del Banco Central de Reserva ha declarado que "para el próximo año el país recibirá pocos desembolsos de los organismos internacionales. Por ello el gobierno que sea electo el próximo año tendrá la necesidad de tener que endeudarse para desarrollar todos sus proyectos, pero deberá de desarrollar un acuerdo de sostenibilidad fiscal y una política de austeridad si se quiere bajar la deuda".

El Estado burgués en El Salvador, como en el resto de Centroamérica, están en bancarrota, no pueden pagar los gastos mínimos de la administración pública. Los préstamos ya no son otorgados como antes. Lo anterior indica que la batalla solo se ha pospuesto, que en el año 2014 vendrán luchas más duras para lograr el pago de los salarios y el justo aumento que todos necesitamos

Desde el Partido Socialista Centroamericano (PSOCA) consideramos que por encima de las diferencias políticas o preferencias partidarias, la clase trabajadora salvadoreña debe mantenerse unida y en pie de lucha cuando está en juego el sustento de nuestras familias.

Share

Comentarios potenciados por CComment